La magia de la lectura hablada no es suplantada por nada parecido y en ese sentido la presencia de los momentos que hemos vivido, especialmente en nuestra infancia, escuchando esos relatos a veces interminables de nuestros padres y abuelos que llegaron hasta nosotros atravesando tiempos a través de la tradición oral.

Las formas de comunicación que traspasan la existencia terrenal de las personas permiten unir puntos que aportan a la historia de manera significativa y provocan nuevas preguntas que a su vez abren nuevos interrogantes y se suceden datos que permiten ahondar en el conocimiento más profundo de vida, costumbres o hechos.

En el marco de la cuarentena han surgido ideas y realizaciones que permiten esos mensajes al corazón pero también a todo lo que permite sentir esa intriga, suspenso, nostalgias y mucha imaginación.

Sin límites de edad

Desde el área Cultura del municipio de Villa Clara, Entre Ríos, Ángel Gómez coordina las acciones y ha puesto en funcionamiento a través de redes sociales la idea de participación, sin límites de edad, de quienes se animen a grabar un video con cuentos o relatos para hacer más llevadera la cuarentena además de compartir un momento como disparador de todas esas sensaciones que anidan en cada uno.

“Relatores de Cuentos” tuvo una gran repercusión y captó la atención no solo de quienes enviaron desde la provincia y el país sus cuentos y relatos sino aquellos que encontraron una vía para entretenimiento y descubrimiento de una forma que a través de las redes sociales cobra dimensión casi como un cable a tierra ante tanta información que en muchos casos no contribuye en nada.

Así, comenzaron a enviar videos muchas personas que orientaron sus cuentos a los chicos; niños que leyeron o improvisaron lo que recordaron en ese momento; y docentes que de esta manera también contribuyen a este espacio.

El intercambio además se produce por medio de la red y permite que se formen nuevas amistades y contactos, de quienes tienen afecto por la lectura, generando grupos con un efecto multiplicador muy impactante.

Objetos e historias

Además del programa mencionado se trabaja con “Mi historia en mi casa”, a través del cual se invita a sacar una foto (en un fondo blanco) y contar la historia de un objeto antiguo que tengan en sus hogares. También la sugerencia es aportar una historia significativa para cada uno.

“Muchos objetos, acompañados de historias de vida, van pasando de generación en generación en sus familias y hay incluso muchas circunstancias que los vuelven interesantes porque pueden aportar a conocer además las influencias que hubo en determinado momento en las vidas familiares o de la comunidad”, expresó Gómez.

El funcionario de Cultura agregó que “este programa ha sido considerado a nivel provincial para poder implementarlo a modo de conformar un museo virtual, lógicamente con la participación de las comunidades de Entre Ríos aportando material que sabemos es muy rico y como contribución para que no se pierda y de algún modo actualizarlo para que ese contenido esté al alcance de todos”.

“Hemos hablado que se realizaría una selección para conformar esa base de datos y así poder ofrecer una visita que tenga una muestra atractiva y que se pueda trabajar incluso a nivel educativo porque sin dudas será demostrativo de cómo algo que puede conformar nuestro ámbito, incluso muchas veces como adorno puede transmitir algo si lo animamos con una historia que lo hace más atractivo aún, considerando por ejemplo que tenga antigüedad”.


Cómo comunicarse

Para participar en ambos programas deben comunicarse vía Whatsapp a los siguientes números: 3455-459490/ 3455-431776.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.